Continuará…

Algunos rumores no contrastados informan que algún amigo avisó a Puigdemont de que había una casete descatalogada de Los Manolos y que fue la añoranza de Amigos para Siempre la que le hizo poner pie en tierra en la gasolinera de Schuby. Tendría su punto romántico entonar esa rumba catalana como epílogo de su huida a ninguna parte. No obstante, lo más probable es que la ensoñación poética no fuese el motivo y que unas simples ganas de orinar fueron las que provocaron su parada técnica, en consonancia con un Manneken Puchi que se fue a vivir a una modesta mansión de 400 metros cuadrados en una ciudad cuyo nombre empieza por Water. Espero que al menos pudiese aliviar su repleta vejiga, pues terminar con los pantalones mojados habría sido ya puro ensañamiento.

La road movie terminó el domingo pasado como capítulo final a la última temporada (por ahora) de una mediocre serie B, 155 días después de uno de los episodios de mayor audiencia, cuando el patético protagonista huyó al exilio perdiendo la poltrona. Es ciertamente un final triste y sin glamour, alejado de la épica de los grandes líderes que luchan con valentía hasta el último aliento por el bienestar de su pueblo. Espero que no se demore mucho tiempo por tierras germanas, ya que hace mucho frío y en el sur se vive mejor.

En el estreno de la próxima temporada, los nacionalistas tendrán que tomar la iniciativa para seguir cavando o salir del agujero, que para ello ganaron las elecciones. La maldición de la victoria, en la que no han sido capaces de ponerse de acuerdo durante casi 100 días, les pone en la encrucijada de volver a las andadas (y acabar en nuevas elecciones) o ponerse manos a la obra para gestionar un presupuesto de miles de millones de Euros, junto con las prosaicas cuotas para familiares y amigos. Otra vez el eros contra el tanatos, el seny y la rauxa, se enfrentan.

Mientras el Parlament toma su decisión durante estos dos meses, la acción de los jueces seguirá su curso. Lo más probable es que haya duras condenas, en consonancia con uno de los pulsos más fuertes que ha desafiado a la Ley y el Estado de Derecho, provocando división entre familias, enfrentamiento de pobres contra pobres, deslocalización de empresas, pérdida de la Agencia Europea del Medicamento… La aventura (o más bien desventura) no ha terminado de manera trágica, pero ha estado cerca. Durante mucho tiempo sobrevoló la velada amenaza de la desobediencia de una policía armada como son los Mossos d’Esquadra. No nos olvidemos de ese importante hecho.

España es uno de los países que reconoce mayores libertades a sus ciudadanos en todo el mundo. Nadie es encarcelado por sus ideas, sino por delitos cometidos. Es por ello que mientras @KRLS está preso en Neumünster, Pilar Rahola puede dedicar su tiempo libre a repasar los mejores capítulos del Correcaminos con un paquete de kleenex a su vera. Como hablar de futuro no es spoiler, mi pronóstico para el final de la siguiente (o subsiguiente) temporada es un indulto parcial, siempre que los separatistas también pongan de su parte para que se den las condiciones que lo permita.

Dentro de menos de un par de años el temporal amainará, las penas de cárcel se reducirán para que puedan salir de prisión, aunque quedarán inhabilitados para volver a ejercer cargo público. Pienso lo mismo que hace 4 meses. De puro patéticos al final han terminado causando lástima. Fueron tan ingenuos que pensaron que el Estado no iba a reaccionar y al final han acabado en chirona. Pero no nos precipitemos, al estilo Iceta. Cada cosa a su tiempo. Que primero se juzguen a los sediciosos, que quede claro que no se puede dividir de esta manera a una sociedad para tapar su corrupción e incapacidad de gestión de la crisis económica y que cualquiera que pretenda repetir una situación parecida sepa cuáles son las consecuencias de tales actos.

Lo más importante ahora es empezar a construir un futuro donde el encaje de una Cataluña grande en una España grande y viceversa sea beneficioso para ambos. Cambiar la frustración por la construcción de un futuro en el que cualquiera puede defender sus ideas, incluida la independencia, y cualquiera puede defender sus intereses, como realizan todas las Administraciones en España. Pero dentro de la Ley.

Va a ser tremendamente complicado, ya que el relato de la posverdad construido durante todos estos años, burdas manipulaciones de la historia incluidas, deja un legado de profundas cicatrices complicadas de restañar. Pero pongámonos a la tarea, que ya se ha visto cómo durante 157 días el Estado ha velado por los intereses de los ciudadanos de Cataluña: las nóminas se han pagado antes de tiempo, los proveedores han cobrado puntuales y se han desatascado inversiones que llevaban tiempo paralizadas, sin realizar reformas de calado político.

Confiemos en que dentro de dos o tres temporadas nos demos cuenta de que lo que nos une es más fuerte y beneficioso que lo que nos separa. Unidos en la diversidad, entonemos el himno de la reconciliación.

Continuará…

Un comentario en “Continuará…

  1. Pingback: El padre de Bambi – Zihuatanejo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s